ArteConVos: El arte y la innovación comunicacional en la lucha contra la discriminación y violencia contra las mujeres y las niñas en El Salvador

El Salvador - Asociación Cultural Azoro
AZORO

Datos:
Objetivo de Desarrollo (ODD) de la ONU #4 y #5, respectivamente: Educación de calidad, e Igualdad de género.

Beneficiarios:
Total previsto: 1.085 personas, con edades de 8 a 65 años.

Número de mujeres beneficiarias: 700.

Número de jóvenes (ambos sexos) beneficiarios: 500.

Monto de la subvención:
Monto total proyecto: 60.510 €

Monto de la subvención otorgada (en €) : 30.000 €

Ciudad: Área Metropolitana de San Salvador (Departamento San Salvador).

Área de Intervención del proyecto:

Lucha contra la discriminación y violencia contra las mujeres y niñas y acceso a sus derechos y salud sexual en materia reproductiva.

Reforzar o desarrollar las capacidades y competencias de los portadores de proyectos.

AZOROLa Asociación Cultural Azoro implementa proyectos sociales y culturales con el objetivo de promover una cultura de paz y desarrollo social en El Salvador, en articulación con artistas, gestores culturales independientes, profesionales del sector social, organizaciones de la sociedad civil, el sector público, la empresa privada, y fundaciones y ONGs internacionales. 

La investigación sobre las problemáticas sociales y la situación de las poblaciones vulnerables permite la producción de obras y productos comunicacionales con un gran impacto en las audiencias. Asimismo, se potencian espacios de diálogo, aprendizaje vivencial y fortalecimiento de capacidades dirigidos a la transformación de valores, actitudes y prácticas.

El objetivo general del proyecto es el de contribuir a la eliminación de la discriminación y violencia contra las mujeres y las niñas a través del fortalecimiento de espacios cívicos seguros e inclusivos, promoviendo el empoderamiento de mujeres y niñas e impulsando el fortalecimiento de capacidades de sensibilización de OSC, artistas y medios de comunicación.

Las herramientas que se utilizarán para esto serán el arte, la educación artística y social y la innovación comunicacional para lograr transformar valores, actitudes y prácticas de respeto hacia las mujeres y las niñas.

En cuanto a los resultados previstos se espera lograr lo siguiente:

  • Artistas de ambos sexos, comunicadores, gestores culturales, artivistas y colectivos que participan de los espacios cívicos mejoran sus conocimientos y prácticas para la prevención, atención y reacción ante situaciones de violencia y/o discriminación contra las mujeres y las niñas mediante sus intervenciones culturales.
  • Hombres, líderes comunitarios, artistas, comunicadores y gestores culturales fortalecen sus habilidades para la construcción de identidades masculinas basadas en actitudes, valores y prácticas de respeto hacia las mujeres.
  • Mujeres en situación de vulnerabilidad mejoran su autoestima y se identifican como sujetas de derechos al fortalecer sus conocimientos y reconocer sus sentimientos, opiniones, sensaciones y actitudes hacia sí mismas, es decir, las vivencias acumuladas con sus historias de vida.
  • Niñas, niños y adolescentes mejoran sus relaciones interpersonales incorporando prácticas de afrontamiento (manejo de situaciones) ante la violencia y discriminación contra la niñez en general, con énfasis en la violencia contra las mujeres y niñas.
  • Organizaciones de la sociedad civil, artistas, medios de comunicación y gestores culturales se fortalecen y articulan por medio de la innovación colaborativa y la incorporación de mejores prácticas comunicacionales para la sensibilización sobre la situación de violencia contra las mujeres y las niñas.

En cuanto al contexto y justificación del proyecto, se puede hablar que, desde el 2017, aproximadamente el 10% de las víctimas de asesinatos en El Salvador correspondió a mujeres. La Encuesta nacional de violencia contra la mujer del 2017 mostró que 67 de cada 100 mujeres han sufrido algún tipo de violencia a lo largo de su vida. El 94% no denunció ante la justicia por falta de confianza en el sistema.

En el año de pandemia, las mujeres fueron fuertemente afectadas y durante el estado de emergencia por Covid-19 – del 14 de marzo al 14 de junio del 2020 – se registraron un total de 21 femicidios (el total anual fue de 121). Respecto a la violencia sexual, en el 2020, en el 72% de las denuncias la víctima tenía entre 0 y 17 años. A esto habría que agregar otro tipo de situaciones que abonan a la desigualdad de género: la violencia en los ámbitos laborales, intrafamiliares y en los espacios públicos tanto cara a cara o presenciales como virtuales. Al mismo tiempo, hubo un aumento de llamadas de emergencia y ayuda, y las jornadas de trabajo aumentaron hasta tres veces para las mujeres dedicadas a trabajos de cuido.

Además, las perspectivas sobre la situación de las mujeres y otras poblaciones en condiciones de vulnerabilidad no son alentadoras debido al deterioro, en el último año, de las condiciones de acceso a los derechos para la población en general y de la situación democrática en El Salvador. Ante este panorama, es urgente desarrollar iniciativas y proyectos innovadores que permitan sensibilizar, visibilizar, informar, difundir y replicar de forma ágil las problemáticas y vulneraciones de derechos que afectan en especial a mujeres y niñas. El trabajo de la sociedad civil para intentar fortalecer los procesos de análisis, diálogo y participación ciudadana sobre estas temáticas, principalmente en espacios presenciales y virtuales, permitirá robustecer nuestra comunidad y espacios de pensamiento crítico para que contribuyan a la eliminación de todas las formas de violencia contra las mujeres.

Compartir: